La sonrisa de un niño(a) enfermo(a). Misión voluntaria

Mar 27, 2017 | Diario | 0 comments

Imagina que estás enfermo, o eres anciano , y no puedes estar con tus seres queridos, o recibir la visita de tus amigos. Puede que necesites paz y tranquilidad para recuperarte o descansar, pero habrá momentos en los que necesites algo para alegrarte, que te haga pensar o despertar el deseo de crear en calma.

Creo que una historia tiene el poder de cambiar el mundo. Las historias no sólo proporcionan diversión, sino que nos ayudan a sanar. Pueden llevarnos a través del miedo y darnos esperanza, pueden tomar nuestra tristeza y abrazarla, darle sentido, hacernos creer de nuevo.

Si leiste mi post “De ser la noche”, sabrás que me estoy convirtiendo en storycrafter. Y mientras mi alma se está recreando a sí misma, me estoy esfuerzo por hacer de esa nueva forma una de forma en servicio. Quiero ser capaz de servir a través de lo que soy, no a través de lo que sé cómo hacer.

Así que ahora mismo, Storycrafter es sobre todo un camino para financiar una aventura de voluntariado, una búsqueda que llevará mis historias a hospitales y a residencias de adultos mayores, tanto a niños como a ancianos. Justo como un hobbit, estoy comenzando este viaje sin la menor idea a dónde me llevarán mis pies. Pero siempre he amado la aventura, y al  haber vivido varias de ellas, he aprendido a permitirme ser arrastrada a territorios desconocidos. Siempre termino más allá de donde hubiera imaginado.

Esta nueva idea nació después de que una amiga con cáncer me pidió que le contara una historia para animarla. Me di cuenta de que al menos en Chile, hay mucha gente, especialmente niños, que están en el hospital y NO PUEDEN recibir visitas (Debido a las horas de visita y / o restricciones de salud). Los hospitales públicos locales tienen horario de visitantas de 12:00 pm a 18:30 pm. Muchas residencias de adultos mayores alojan ancianos que no reciben ninguna visita.

¿Qué pasaría si pudiera llegar a los niños de esas salas de hospital, los niños que NO PUEDEN recibir visitas debido a problemas de salud, por ejemplo, y les pudiera contar historias EN TIEMPO REAL, a través de una tablet, y que ellos pudieran interactuar conmigo? ¿Qué pasaría si pudiera hacer una sesión de cuentos para un niño en el sur de mi país y 15 minutos más tarde comenzar otra para un residente de en Florida?

¿Qué pasa si esto funciona y yo pudiera ayudar a crear un pequeño grupo de narradores que se ofrecieran a contar historias en diferentes ciudades?

Esta es mi misión, ahora mismo. No voy a mentir: Nunca he hecho esto antes, por lo que podría no funcionar, podría ser imposible. Tal vez las restricciones tecnológicas me detengan antes de que pueda siquiera empezar.

Pero, ¿y si funciona?

Creo que merece la pena intentarlo. Y para facilitar el camino, he dividido el proyecto en fases.

Fase 1.

En esta fase, mi objetivo es obtener la capacitación necesaria para trabajar con niños gravemente enfermos y sus familias;  con  ancianos. Trabajaré estrechamente con los profesionales de la salud y de la narración para prepararme.

También haré toda la planificación del proyecto, con el objetivo de tener una lista de los suministros y requisitos técnicos necesarios para hacer que este proyecto funcione y llegar a tantas personas como sea posible.

Fase 2.

La primera tablet se entregará a un hospital y el servicio comenzará en una base de prueba. El objetivo es corregir errores, mejorar y sentar las bases para futuros desarrollos.

Fase 3.

El servicio se ampliará a por lo menos tres hospitales o residencias de adultos mayores.

Fase 4.

Voy a crear un sitio web a parte, dedicado exclusivamente al servicio de voluntariado y empezar a abrir la idea a otras personas. El objetivo es estudiar a qué grupos se puede ampliar el servicio.

Fase 5.

Voy a entrenar y coordinar a otros narradores, para que más gente se involucre y más niños puedan ser alcanzados a través de esta iniciativa. De esta manera, nuestro servicio se extenderá más rápido y mejor con todos los que necesiten atención, amor y cuidado, mientras que su pasar por un momento difícil de sus vidas.

Voy a necesitar ayuda con es, ya que tendré que liberar horas de trabajo, dedicar energía y tiempo para hacer que esto realmente funcione. Te necesito. Por favor venga y ayude!

Victoria